POINT PLEASANT

Un lugar turístico de esos que los americanos venden como adorable, una mañana de verano en una playa y de pronto estalla la madre de todas las tormentas. Cuando Jesse, el salvavidas, esta a punto de abandonar su puesto descubre un bulto flotando en el agua. Se trata de Christina, una chica desorientada y extraña a quien acoge una familia que perdió a su hija dos años atrás.

Este es el principio de Point Pleasant, una serie a mitad de camino entre Melrose Place y Buffy... No en vano, aparece el nombre de uno de los pilares de la genial serie de la cazavampiros: Marti Noxon.

A partir de su comienzo, Point Pleasant deja todas las cartas sobre la mesa: Gente guapa buena, gente guapa mala… y una trama principal que no es original pero si resultona: Christina es hija del demonio y el destino la ha llevado allí para que decida qué bando tomar: Defender a los humanos o asumir su poder y acabar con el mundo conocido.

Lamentablemente la serie dejó de emitirse en los Estados Unidos por falta de audiencia, y aquí en España la cadena que la emitió (no diré cual es, pero tiene un 3 bien gordo en su mosca) la relegó a la madrugada. Que raro, no?

El problema es que parte de razón no les falta: Point… empieza muuuy lentamente, con unos tres capítulos que dan vueltas una y otra vez a lo mismo y que no dejan de ser un refrito de la Profecía a la adolescente: Esto, Christina, que eres la hija del demonio. Yo? que dices, verdad que Jesse es muy guapo?. Y así hasta que acaba por aceptarlo y comienza a luchar contra su destino. Es a partir de este momento cuando la serie despega y deja atrás los amoríos adolescentes entre los protagonistas para comenzar a desarrollar tramas más bizarras con la aparición de Mr. Boyd (Grant Show, el fontanero moja bragas de Melrose Place) como el encargado de que Christina se deje de rollos y abrace la herencia satánica y con Jesse El Salvavidas descubriéndose como hijo de madre virgen con la misión de acabar con Christina. Y es una pena que la serie buscase cierta lentitud en el desarrollo de las tramas cuando merecía rapidez.

Poco a poco la serie da un giro de 180º y se transforma en un drama gótico/fantástico con dementes visionarios, espíritus que vuelven de la tumba, cintas de video con confesiones de suicidio, una mujer estrangulada condenada a revivir su muerte una y otra vez a la misma hora…

Por lo menos terminaron la temporada con un final ambiguo que cada uno puede interpretar como quiera. Y hay que decir que el plano final es hermoso e inquietante.

Qué pena lo que podría haber sido y se quedó en mucho menos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Television, TV EEUU. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s