BORED TO DEATH

Pues la idea mola: Un escritor en crisis de todo tipo (Identidad, amorosa, moral) decide ofrecerse como detective privado para romper su bloqueo y, de paso, conseguir experiencias vitales. Pero el problema es que es una serie “comomolotio” y que me trata como si yo fuera jilipollas. Las ambientaciones, los diálogos, los personajes, las historias… Todo tiene un tufo a “Es increíble como mola lo que estamos haciendo y lo cool que nos está quedando” y sobre todo un regusto a “Toma ya que modernos que somos y si tu no lo piensas es que no eres moderno ni nada”.

Y es que, exceptuando cuando la serie coge algo de ritmo desde el antepenúltimo capitulo, me irritaba ver la serie porque no conectaba con ella, no conectaba con lo que quería contarme, ni con los personajes, odiaba esos momentos llenos de supuestos diálogos chispeantes y a los memos de sus protagonistas. Me tenía, como su titulo indica, aburrido hasta la muerte.

Dicen que hay segunda temporada, yo paso.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Television, TV EEUU. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s