COCKNEY VS ZOMBIES

Dos jóvenes hermanosde los barrios populares de Londres reclutan a un grupo de amigos para atracar un banco. Eso sí, sus motivos son poco interesados: Necesitan el dinero para salvar la residencia de ancianos donde vive su abuelo.

El problema es que al mismo tiempo ha tenido lugar un brote zombi.

En estos tiempos metagenéricos, y ya que tenemos armas, gente peligrosa, barriobajeros de acentos raros y atracos, era cuestión de tiempo que los zombis se encontrasen con el universo de Guy Ritchie.

Cockney Vs Zombies es una zombedy a medio gas: Hay disparos, policías, humor y muchos zombis 1.0… Pero algo no acaba de funcionar: Los personajes están dibujados con dos pinceladas y no se les puede coger cariño y de las dos historias planteadas, la de los atracadores y la de los ancianos en la residencia, la primera va dando tumbos mientras la segunda resulta mucho más entretenida aunque tampoco es para tirar cohetes de alegría.

Se pasa por encima de los conflictos principales con demasiada rapidez y no acaban de cuajar: El estallido zombi recuerda demasiado a The Return Of The Living Dead con el descubrimiento de una vieja cripta donde mora un zombi, un principio y un decorado que aunque no son la maravilla de la originalidad dan esperanzas que no se cumplen.

La sensación de miedo, de peligro al saberse superados en número, es inexistente; los obstáculos a superar por el camino se resuelven con demasiada facilidad, la extrañeza ante la existencia de un brote zombi es inexistente, y la subtrama del dinero y de la constructora, ni se explica ni se desarrolla… Todo da la impresión de algo muy fácil que se ha escrito sin romperse mucho la cabeza. Y el camino de la comedia, totalmente influenciada por el clásico Shaun Of The Dead, tampoco resulta muy brillante.

Lo mejor de la película, pero que los guionistas y director no exprimen al máximo, tiene que ver con los ancianos enfrentándose a un estallido zombi con una idea interesante pero desaprovechada: Una generación que ha vivido una guerra mundial tiene más espíritu de supervivencia que los jóvenes que nunca han luchado por nada.

Así que tenemos una película simpática que ni acaba de arrancar, ni emociona ni convence.

Por lo menos siempre nos quedará Shaun Of The Dead.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine, Festival De Cine Fantastico de Sitges, Festivales De Cine, Zombies y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s