LADY IN WHITE

lady-in-white

El pobre Frankie tiene 10 años y va a pasar la peor noche de Halloween de su vida: Unos compañeros le dejan encerrado en el colegio y acaba viendo el fantasma de una niña asesinada años atrás en aquel lugar. A partir de este momento su vida va a ser bastante complicada ya que debe averiguar cómo dar paz al fantasma y al mismo tiempo no ser la siguiente víctima del asesino en serie que lleva diez años matando niños en el pueblo.

¿Qué ocurre cuando el director es al mismo tiempo guionista y compone la música mientras un familiar es el productor? Pues que te permites el lujo de hacer lo que quieras y a veces te olvidas de la contención narrativa.

Este es el mayor escollo de una película fantástica de los años ochenta, injustamente olvidada. Frank LaLoggia brilla en los elementos fantásticos, terroríficos, crueles, oníricos y sociales (con un elemento racial que recuerda mucho a Matar a Un Ruiseñor) mientras falla estrepitosamente con su relato de una familia de inmigrantes italianos, recreándose en un empalagoso candor familiar que aletarga, y a veces detiene, un relato lleno de interés y cuyos efectos especiales artesanales “cantan” mucho pero acaban dándole un sabor añejo a serie “b” pura y dura.

Como protagonista casi absoluto Lukas Haas, cuyas orejas de soplillo y ojos de cervatillo asustado dan cuerpo al personaje.

En resumen, una película llena de altibajos pero repleta de elementos interesantes.

Esta entrada fue publicada en Cine y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s