FANT 2016 (2 de 8) El Eslabón Podrido – Los Parecidos – Resurrección

13062309_1036701483087412_3301817717521572809_n

56252424794c2_380x533

Los Escondidos es un pueblo perdido en la Argentina profunda. Lo único que tiene además de una iglesia, una tasca, muchos árboles y barro, es a una joven que noche tras noche satisface los deseos sexuales de los habitantes del lugar. Premio Mejor Largometraje FANT 2016.

El Eslabón Podrido son dos películas en una que no casan todo lo bien que deberían. La primera trata con cierto costumbrismo un pueblo perdido en la Argentina profunda, el director establece con rapidez a los pobladores centrándose en los secretos de estos y en los servicios sexuales que les presta la protagonista; toda esta parte, a pesar de su sordidez, tiene un extraño punto erótico y surrealista muy logrado.

Es la segunda película, la masacre llevada a cabo por uno de los personajes centrales, lo que chirria con lo que hemos visto anteriormente; su elemento gore y cómico está conseguido, cierto, pero a veces da la impresión de que el camino que hemos recorrido no nos ha llevado exactamente a ese punto.

los-parecidos-poster

Mexico, 1968. En el exterior de la tétrica estación de autobuses llueve sin parar. En el interior, los viajeros esperan un autobús que nunca va a llegar mientras un extraño virus se va cebando en ellos

Los Parecidos es una película que se siente muy cuidada: la fotografía, la interpretación, la música y los escenarios; pero no deja de ser un capítulo de Twilight Zone, sobre todo por la voz en off omnipresente que abre y cierra la película, que plantea con rapidez una serie de misterios. El problema es que la trama se resiente, tanto por no saber acabar la historia a tiempo como por la inconsistencia de un personaje que tan pronto ataca al origen del mal como, llegado el momento, lo defiende una y otra vez.

Es en su giro final, cuando Los Parecidos nos enseña su parábola política; ya que la película se desarrolla un día antes de la manifestación y matanza de Tatletolco y todo alcanza cierto sentido; pero para un espectador no familiarizado con la historia de México, la historia solo es un simple ejercicio de estilo alargado.

resurreccion-poster

En el año de 1871 un brote de fiebre amarilla asola Buenos Aires y sus alrededores; un joven novicio, acosado por una crisis de fe, se dirige a ayudar a los enfermos, pero por el camino se desvía hacia su casa familiar y se quedará atrapado en su interior.

La película argentina Resurrección esconde una parábola religiosa. Pero la cinta de Gonzalo Calzada exige demasiado al espectador; su trama se queda atrapada en los excesos visuales y narrativos, con una historia demasiado alargada y confusa con ecos de Edgard Allan Poe. Es la típica película cuyo final obliga al espectador a volver a observar la historia desde un prisma distinto, dando significado a todas las piezas del puzle que se han ido poniendo delante de él.

Aunque la explicación pueda ser satisfactoria, e incluso interesante, Resurrección se pierde demasiado en sus vericuetos, y cae en un eterno deja vu donde los personajes, pocos y bastante irritantes, se acusan una y otra vez de lo mismo. ¿Falta de revisión de guion o culpa de un director/guionista encantado de sí mismo?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 2016, Cine, FANT, Festivales De Cine, Sesión Continua, Zombies y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s