Erre con Erre: Guitarra

Siguiendo la tradición familiar, tal como ya hizo su hermana Alexia, Justine ingresa en la facultad de veterinaria. Las humillantes novatadas despertarán algo en su interior.

Afinidad, interés, empatía… la opera prima de Julia Ducournau no ha conseguido despertarme ninguna emoción con Raw. Tal vez todo sea motivado por el Hype que esta cinta ha ido despertando a su paso, las noticias de los desmayos durante las proyecciones, o puede que, tan solo, no me haya gustado.

Hay ideas buenas que saltan a la pantalla de vez en cuando, momento tensos muy conseguidos, las resacas y diversos males médicos duelen por su realismo, pero en ningún momento he conseguido quitarme de encima la sensación de que Ducournau no sabía qué contar y que todo estaba encaminado a la sorpresa final que, sinceramente, tampoco me importo demasiado.

De la discriminación positiva respecto al papel de los hombres en la cinta, prefiero callar.

Brendan y sus amigos solo quieren llegar a la casita junto al lago y pasárselo bien, pero el encuentro con un extraño cazador y una invasión extraterrestre pueden echar todo por tierra.

A veces las cintas pequeñas dan sorpresas. No es que The Recall sea una maravilla, lejos de ello, pero se agradece una apuesta que, a pesar de los numerosos lugares comunes en los que cae, tiene un par de giros simpáticos y, lo mejor, imprevisibles. Eso sí, según avisan en los títulos de crédito, tuvo lugar escritura y rodaje adicional, y eso se nota porque hay una trama, metida con calzador, que no aporta nada excepto duración de metraje.

La cinta de Mauro Borrelli hay que tomárselo como lo que es: una cinta pequeña, hecha con intenciones honestas y resultados mediocres cuyas escenas de acción están tan mal dirigidas que resultan incomprensibles. R.J. Mitte hace lo que puede con su papel y Wesley Snipes sigue con el piloto automático pero, por lo menos, no es ese robot que le sustituyó en Blade III.

Entonces, por qué defiendo The Recall: porque los lugares comunes se los quita con rapidez y cuando llega la segunda mitad de la cinta, es cuando tiene lugar un giro muy entretenido que le da puntos extra a la película de Mauro Borrelli.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 2016, Cine, Festival De Cine Fantastico de Sitges, Festivales De Cine, Sesión Continua y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s